miércoles, 25 de noviembre de 2015

LOS RÍOS. TERCER CICLO

Rio
Es una corriente permanente del agua que se desplaza pendiente abajo hasta desembocar en otro río, en un lago o en el mar.

Cuenca: es el área total que drena o desagua un río y su influencia. Régimen: es la variación del caudal que sufre el rió en un periodo determinado; depende del clima del tipo del suelo y de la vegetación. Caudal: es la cantidad del agua que pasa por un punto dado del cause en un intervalo o unidad de tiempo, medida en metros, cúbicos por segundos crecida durante las lluvias.

Amenazas del paraíso
Vista aérea del tramo del río Xingú en Belo Monte, Para, en la Amazonia de Brasil.


Cursos del Río

Cursos Altos
Se llama así la parte del río que esta situada cerca de sus fuentes o lugar de nacimiento.
Por lo común, es un tramo de cause estrecho, rectilíneo con fuerte pendiente, por el que las que bajan a gran velocidad. Su acción erosiva es muy intensa.
Juventud: Se presenta la corriente con impetuosidad y alta acción erosiva, dispone un alto gradiante (relación de la diferencia de presión barométrica) entre dos puntos, y en su curso muestra numerosos rápidos y saltos. En estas etapas las aguas excavan con rapidez y van formando un valle en forma de

Curso medio
Es el tramo situado entre el nacimiento y desembocadura, en el que disminuye la pendiente. Las aguas bajan con mas velocidad y el cause se ensancha.
Madurez: se presenta un río cuando sus aguas abandonan su acción erosiva rápida forma valles en V y no presenta rápido ni salto se reduce gradiamente. Recibe abundantes cargas disimentos.

El agua crea cascadas, gruras, desfiladeros, meandros y deltas. En ocasiones inunda determinadas regiones, más o menos amplias, del territorio. La vida se ha desarrollado de forma más prolífera, desde siempre, en los márgenes de los ríos.


Meandros
El resultado de la erosión consiste en materiales más o menos finos que el agua arrastra a lo largo del curso del rió. En el curso medio empiezan a depositarse cuando la fuerza de la corriente no es capaz de mantener estas partículas en suspensión.

Pero la fuerza erosiva actúa después sobre estos depósitos y los desgasta más por la zona en que la velocidad del agua es mayor, mientras deposita nuevos materiales donde es más débil. El resultado final son unos depósitos de forma sinuosa que llamamos meandros. Con el tiempo y las crecidas, el rió puede volver a abrirse paso en línea recta, dejando en sus márgenes lagunas en forma de media luna.

 Curso bajo
Es el tramo más cercano a la desembocadura, con pendiente muy débil es casa velocidad. El río se remansa y va depositando materiales livianos, llamados aluviones.

 Vejez: un río entra en esta etapa cuando muestra un gradiante muy pequeño, a carrera excesiva cantidad de sedimentos, se moviliza muy lentamente por la llanura aluvial, formando mediante (curva en forma de S) sus formas aledañas por la acción erosiva en de la corriente se transforma en penillanuras

Los deltas
El final del proceso erosivo fluvial tiene lugar en la desembocadura del rió, aunque en algunos casos la fuerza de la corriente es capaz de seguir erosionando el fondo de la plataforma continental y formar un valle submarino.

En muchos casos, sobre todo en grandes ríos con mucha erosión, los materiales más finos se depositan en la desembocadura formando un delta. Los deltas son, pues, terrenos sedimentarios extensos en los cuales hay un equilibrio constante entre la fuerza destructiva de la corriente y el depósito de nuevos materiales.

delta-del-ebro_



Tipos de Ríos

Se distinguen varios tipos de ríos en función de su origen: Glaciar, nival y pluvial.
El de tipo glaciar es aquel que recibe las aguas por efecto de la fusión del hielo de los glaciares.
 El nival tiene similitudes con el glaciar en el sentido de recibir las aguas de la fusión de las nieves, pero sólo en primavera y verano, procedente de las nieves que han cuajado en el último invierno;
 y el de tipo pluvial, que está formado por las lluvias de invierno principalmente.
En general los ríos suelen ser de tipo mixto, pues la mayoría reciben agua de sus afluentes, los cuales pueden tener diferentes fuentes de alimentación.


Usos de los Ríos



Los ríos y sus afluentes son las venas del planeta que bombean agua dulce a los humedales, a los lagos y al mar. Llevan nutrientes a través de los ecosistemas acuáticos manteniendo miles de especies vivas y ayudando a sostener una industria pesquera valorada en miles de millones de dólares.
Los ríos también son el elemento vital de las civilizaciones humanas. Suministran agua a las ciudades, granjas y fábricas. Los ríos tallan rutas de navegación alrededor del globo y nos proporcionan comida y entretenimiento. También utilizamos los ríos como fuente de energía. Las plantas hidroeléctricas construidas de orilla en orilla aprovechan la potencia del agua y la convierten en electricidad.
Sin embargo, los ríos también son a menudo el destino de gran parte de nuestra contaminación urbana e industrial así como de nuestros residuos líquidos. Cuando llueve, los fertilizantes químicos y los deshechos de los animales de las áreas residenciales y de los terrenos agrícolas acaban en los riachuelos locales, en los ríos y en otras masas de agua y eventualmente acaban en el grifo de tu cocina y a veces en el océano. El resultado: fuentes de agua potable contaminada y descenso de especies acuáticas además de zonas de costa muertas por la sobrecarga de aguas residuales y fertilizantes.
Durante el trascurso de la historia humana, los ríos han sido manipulados para el riego, para el desarrollo urbano, la navegación y la energía. Los embalses y diques ahora alteran su flujo, interrumpiendo las fluctuaciones naturales y los patrones de cría y alimentación de los peces y de otras criaturas de río. La tecnología y la ingeniería han cambiado el curso de la naturaleza y ahora buscamos formas de restaurar el flujo y la función del sistema circulatorio de nuestro planeta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...